Soy Graduado Social

Hace 7 años estaba acabando el instituto y mi idea  era hacer un ciclo superior de informática pero se me planteó la posibilidad de hacer la selectividad adaptada a mis circunstancias, fue en ese momento donde empecé a plantearme a ir a la universidad (algo impensable hasta la fecha), pero después de varias semanas de reflexión llegué a la conclusión de que debía aspirar a lo máximo para que se me abrieran muchas más puertas.

Partiendo de ese punto, comencé a mirar titulaciones. Desde pequeño siempre me interesó la informática pero los números no eran lo mío, así que descartada por completo. Fue ahí donde me decliné  por el ámbito social. Me interesó trabajo social pero estaba en Alicante y no podía desplazarme cada día hasta allí, entonces empecé a mirar titulaciones en la Universidad Miguel Hernández de Elche y vi el Grado  en Relaciones Laborales y Recursos Humanos, me puse a mirar su temario y vi que todo era social y, aunque no me convenció del todo, decidí empezarla sin saber muy bien donde me metía.

No es menos cierto que durante el primer año tenía mis dudas porque no me convencía del todo estudiar leyes, pero tras el primer año, poco a poco me di cuenta de todo lo que podía aportar a la sociedad como graduado social, experto en el ámbito laboral y los recursos humanos. Porque, bajo mi punto de vista, el trabajo es vital para que la sociedad pueda desarrollarse completamente.

Según el Excmo. Colegio de Graduados Sociales de Alicante en Graduado Social se define como ·un asesor jurídico en materia social-laboral. Experto en Relaciones Laborales, Sociología y Recursos Humanos, Laboralista, Consultor en Derecho Laboral y de la Seguridad Social, así como en materia de prevención de riesgos laborales y perito en Derecho Social."

Por lo tanto, nuestra figura es vital para la sociedad porque servimos de apoyo a las empresas y trabajadores ya somos los expertos en materia laboral, sindical, de prevención de riesgos laborales, seguridad social (altas, bajas, prestaciones), representación el vía judicial, auditorias laborales, cálculos de tributos, gestión de recursos humanos en las organizaciones, entre varias cosas más.

A pesar de todas las funciones para las que estamos habilitados, nuestra figura todavía es poco conocida en la sociedad y la gente suele acudir a abogados (que también es lícito y respetable) cuando tiene algún problema laboral cuando el graduado social es experto en la materia.


En fin, espero que poco a poco nuestra figura sea cada  vez más conocida y reconocida por la sociedad.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Fin de Prácticas en "La Dipu"

El Miedo...